Seleccionar página

Reformas en casa… ¿Qué debemos tener en cuenta?

Reformar una vivienda es un momento delicado por la cantidad de decisiones que debemos tomar, pero es sobre todo la ocasión para tener nuestra casa, por fin, como siempre quisimos tenerla.

Para que la reforma del hogar sea un éxito, debemos planificarla adecuadamente. Lo principal será contar con un buen asesoramiento técnico y considerar las distintas variables que intervienen en las reformas.

 

¿Obra mayor u obra menor?

Las reformas del hogar pueden tener muy distinto calado. En función de ello, tendremos distintas obligaciones por lo que respecta a comunicaciones, permisos y licencias.

En general, se entiende por obra menor aquella que afecta solo parcialmente la estructura, mientras que la obra mayor se correspondería con las grandes rehabilitaciones, edificaciones de nueva planta, etc.

Sobre la base de la normativa vigente, son los ayuntamientos los que determinan el tipo de intervención en función del calado y la complejidad de la obra proyectada. En general, los ayuntamientos prevén la obligación de comunicación previa para las obras menores y establecen un sistema de licencias de obra para las de mayor complejidad.

Como ejemplo, podemos consultar la ordenanza de obras del Ayuntamiento de Barcelona, en el que encontramos una clasificación de las obras en obras mayores y obras menores que, a su vez, se dividen en obras menores de tres tipos distintos.

Dada la complejidad y la importancia de todo lo que tiene que ver con las licencias municipales, es bueno que nos dejemos aconsejar por expertos antes de iniciar ninguna acción.

Diseño

El diseño es lo primero en lo que muchas personas piensan cuando plantean una reforma del hogar. Estilo minimalista, rústico, escandinavo, … cualquiera que sea el estilo de nuestra casa, es imprescindible que lo tengamos claro a la hora de empezar pequeñas reformas o adquirir muebles para el hogar. Las mezclas de estilos pueden ser un acierto, pero solo cuando son algo buscado y estudiado, y no cuando son fruto de la improvisación.

Si la obra que proyectamos es lo bastante amplia como para renovar del todo el estilo de nuestro hogar, siempre es recomendable contar con la asesoría de expertos que nos ayuden a concretar el estilo y adaptarlo a la realidad de nuestra vivienda para evitar desajustes entre las posibilidades de nuestra casa y nuestras expectativas.

Confort

En casa, descansamos, pasamos tiempo con la familia, invitamos a nuestros amigos… nuestra casa debe ser un lugar, ante todo, confortable. Y el confort tiene múltiples facetas.

Reformar cocinas y baños

La mayoría de reformas incluyen la reforma de la cocina o el baño: se trata de las estancias que mayor mantenimiento necesitan y que más comúnmente acaban requiriendo una reforma. En estos casos, debemos considerar la estancia de forma integral, que abarque desde el mobiliario hasta la revisión de grifería, tuberías y otros elementos de fontanería.

En la reforma del baño, por ejemplo, tendremos que valorar desde el cambio de pavimentos y revestimientos hasta la elección de los sanitarios o los elementos decorativos.

En cuanto a la reforma de la cocina, deberemos estudiar bien nuestras costumbres para poder elegir tanto los muebles, el fregadero o los electrodomésticos que realmente nos sean útiles.

Economía

Especialmente cuando hablamos de electrodomésticos, es necesario que pensemos en términos de eficiencia energética en el momento de elegirlos para lograr el máximo rendimiento con el menor gasto posible.

Sin embargo, en nuestras facturas –sobre todo, en las de suministros- afectan otros elementos. Un buen aislamiento térmico, un sistema de climatización eficiente o la instalación de iluminación led pueden ser elementos determinantes para minimizar el gasto energético en el hogar.

En resumen, en la reforma de una vivienda intervienen factores muy distintos, tanto cuando hablamos de reformas integrales o parciales. Por ello, hay dos elementos clave para evitar disgustos y asegurarnos una reforma exitosa:

  • Planificar con tiempo qué queremos y cómo creemos que podemos conseguirlo.
  • Contar con el asesoramiento de profesionales que, basándose en conocimientos y experiencias, nos sepan aconsejar y nos ayuden a darle forma a nuestras ideas sin gastar más de la cuenta.

Por eso, si estás pensando en reformar tu vivienda, en Garro podrás encontrar profesionales con amplia experiencia que te darán el apoyo necesario para que tu proyecto sea un éxito.

En Garro encontrarás todo lo que necesites. ¿Tienes dudas?